Contacto

Idis en los medios

Aportación de la sanidad privada a la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud. Visión de los agentes

Mircoles, 15.12.2010
POTENCIAR LA SANIDAD PRIVADA CONTRIBUIRÍA A MEJORAR LA SOSTENIBILIDAD DEL SISTEMA NACIONAL DE SALUD   Según se ha señalado en la jornada organizada hoy por el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS)   • Procurar una mayor integración de la sanidad privada en la planificación asistencial de la población evitaría duplicidades en el consumo de recursos y ayudaría a descargar económicamente al Sistema Nacional de Salud. • Los alrededor de 10 millones de usuarios de la sanidad privada en España no consumen recursos de la sanidad pública, generando una ahorro para el sistema que los expertos estiman en unos 1.400 €/ por persona y año. • El sector privado representa hoy en día más del 30% del conjunto de la sanidad española. “En un momento en el que se analiza casi a diario la viabilidad de nuestro Sistema Nacional de Salud, favorecer la promoción del seguro privado ayudaría a descargar económicamente al sistema sanitario público”. Así lo ha asegurado esta mañana Pedro Luis Cobiella, presidente del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (IDIS), durante la inauguración de la Jornada “Aportación de la sanidad privada a la sostenibilidad del sistema nacional de salud. Visión de los agentes”. Y es que los alrededor de 10 millones de usuarios de la sanidad privada en España no consumen recursos de la sanidad pública, generando una ahorro para el sistema que los expertos estiman en unos 1.400 €/ por persona y año. El sector privado representa hoy en día más del 30% del conjunto de la sanidad española. Se trata, además, de un sector en constante crecimiento que, financiado mayoritariamente por sus beneficiarios a través de cuotas a aseguradoras o mutuas, genera una notable descarga al sistema público y contribuye de forma importante a la sostenibilidad del sistema sanitario. “La sanidad privada ofrece un complemento de calidad a quien quiera un sistema complementario a la sanidad pública. Si fomentamos la integración del sector privado dentro del sistema, evitaremos duplicidades en el consumo de recursos, generando ineficiencia y gastos innecesarios, y facilitaremos que quien opte por el copago voluntario que significa tener una póliza privada descargue del máximo gasto posible al sistema sanitario público”, explica, por su parte, el secretario general del IDIS, Juan Abarca Cidón. El sistema sanitario público español es un modelo de referencia tanto por el nivel de atención como por el alcance de sus prestaciones, “pero es también un sistema que genera deuda constante y está sujeto a importantes tensiones financieras que obligan a plantear su sostenibilidad”, añade Juan Abarca. No en vano, los expertos estiman que el déficit actual del sistema sanitario es de entre 6 y 10 mil millones de euros. “Esta situación hace que sea prioritario ubicar a la sanidad privada en un lugar acorde con su peso real en el ámbito de la salud de nuestro país, siempre en un contexto de colaboración y complementariedad con la sanidad pública”, añade. Dos sistemas complementarios El Sistema Nacional de Salud es uno de los pilares fundamentales del Estado de Bienestar en España. De hecho, los ciudadanos otorgan a la asistencia sanitaria la mayor valoración, por delante de otras áreas como la educación y la vivienda. Este Sistema se basa en el principio de que toda persona tiene derecho a la salud y es el Estado quien se responsabiliza de garantizar este derecho gestionando y financiando el servicio a través de los Presupuestos Generales. “Sin embargo, no hay que olvidar que en realidad sólo hay una Medicina y un único paciente tanto para el sector público como para el privado y lo más importante son, sin duda, los resultados en Salud. Por ello, es necesario cambiar el concepto que hasta ahora se ha venido atribuyendo a la sanidad privada, considerándola como dual de la pública, y trasladar a la sociedad que ambos son sistemas complementarios que deben co-existir perfectamente para garantizar la mejor oferta asistencial a los ciudadanos” afirma Pedro Luis Cobiella. “La sostenibilidad de nuestro sistema sanitario requiere del compromiso de los profesionales, los gestores y los ciudadanos. Todos deben hacer un uso racional de los recursos, a lo cual contribuiría de forma importante una mayor integración del sector privado en el Sistema Nacional de Salud”, afirma. Defensa del “Modelo MUFACE” En la jornada, los participantes han analizado diferentes asuntos, como la conveniencia de favorecer la promoción del seguro privado para ayudar a descargar económicamente al sistema público o la necesidad de procurar una mayor integración de la sanidad privada en la planificación asistencial de la población. Asimismo, los asistentes han abordado el conocido como “Modelo MUFACE”, bajo el cual se acoge un total de 2,2 millones de servidores públicos. “Si no existiera esta alternativa, el Sistema Nacional de Salud podría tener importantes dificultades desde el punto de vista de gestión para asumir a estos nuevos usuarios”, señala Juan Abarca. “Además, numerosas clínicas y centros hospitalarios privados tendrían problemas, hecho especialmente importante en algunas provincias donde la sanidad privada está soportada por los funcionarios”.  

Leer en